/, Actualidad Económica, Cinco Días/Hacienda reclama a Enel 231 millones en deducciones indebidas

Hacienda reclama a Enel 231 millones en deducciones indebidas

Gorona del VientoParque eólico de Endesa en Gorona del Viento, en la isla de El Hierro.

La Hacienda española reclama a Enel un total de 231 millones de euros en dos contenciosos que mantiene con empresas del grupo italiano.

Se trata de deducciones del impuesto de sociedades de hasta cinco ejercicios que el grupo se habría apuntado de manera incorrecta, por un lado, por la fusión de sus activos renovables en Enel Green Power, y por otro, por la venta de participaciones de Enel Iberia y Endesa, según desvela Enel en sus cuentas anuales consolidadas.

Las tres compañías involucradas, Enel Iberia, Endesa y Enel Green Power (EGP), han recurrido las actas de inspección ante el Tribunal Económico-Administrativo Central (TEAC). “Los temas están ahora en discusión en el TEAC, que podría tardar dos años en emitir una resolución”, informaron a CincoDías fuentes de Endesa.

Esos 231 millones es la suma que el grupo tendría que devolver al fisco si pierde los dos contenciosos, uno por 90 millones y otro por 141.

La inspección refuta la neutralidad fiscal aplicada a la integración de activos renovables de 2011

El primero involucra a EGP, su filial de renovables, y se originó en una inspección realizada por la Agencia Tributaria entre 2015 y 2017. Al cabo de la investigación, el organismo levantó un acta por discrepancias sobre el cálcu­lo de sociedades de 2010, 2011 y 2013 y el tercer pago fraccionado de 2015.

En el acta, el organismo cuestiona el método contable usado en la fusión de los activos eólicos y solares de Endesa y Enel efectuada en 2011 y que quedaron dentro del perímetro de EGP. La Agencia Tributaria refuta el régimen de neutralidad fiscal aplicado a la operación por considerar que no hay razones económicas válidas que la sustenten.

Este régimen exime a las empresas del pago de impuestos sobre las plusvalías generadas por operaciones de fusión, siempre y cuando estas puedan demostrar que el acuerdo se fundamenta en razones económicas y no se efectúa con el propósito de obtener una ventaja fiscal.

Los inspectores no ven justificación económica en la absorción de Enel Unión Fenosa Renovables por parte de EGP, por lo que consideran que la empresa compradora debe tributar por “la plusvalía latente en la sociedad absorbida”.

Probar las sinergias

EGP interpuso recurso contra este expediente, argumentando que el tratamiento fiscal aplicado ha sido el correcto. En sus cuentas consolidadas de 2018, Enel señalaba que su filial aportará toda la documentación disponible que demuestre las “sinergias conseguidas” con la fusión.

Ayer, fuentes de Endesa confirmaron a este periódico que han presentado informes de terceros que justifican la “clara motivación empresarial” que tuvo la operación. Desde la eléctrica sugieren que este proceso no les afectaría directamente (aunque sí al grupo) porque atañe a ejercicios anteriores a la toma de control de EGP por parte de Endesa, lo cual ocurrió a mediados de 2016.

El valor total de esta causa, según lo consignado por Enel en sus cuentas consolidadas, es de aproximadamente 90 millones de euros. La compañía ha avalado esta cantidad mediante una garantía bancaria “con la consecuente suspensión de la devolución”.

El segundo litigio se originó en 2016, cuando Hacienda ordenó una inspección a Enel Iberia, el holding a través del cual el grupo italiano controla el 70% de Endesa, y a la propia eléctrica. La inspección finalizó en 2018 con la apertura de un expediente por diferencias en torno a los criterios adoptados para el cálculo de sociedades de los ejercicios 2011, 2012, 2013 y 2014, así como del IVA y de las retenciones, sobre todo las practicadas en 2012, 2013 y 2014.

Enel estima que, solo en lo relativo al impuesto de sociedades, el impacto de este conflicto sobre sus cuentas podría ascender a unos 141 millones. De ellos, 114 corresponden a discrepancias sobre el criterio aplicado por Enel Iberia para deducirse minusvalías derivadas de la venta de acciones (99 millones) y algunos gastos financieros (15 millones).

Otros 27 conciernen a Endesa, por discrepancias en torno a la deducción de ciertos gastos financieros (22 millones) y de los costes de desmantelamiento de las centrales nucleares (5 millones).

635 millones en provisiones para litigios

Provisiones. EY señala en el informe de auditoría que acompaña a las cuentas de Endesa de 2018 que, al cierre de dicho ejercicio, la eléctrica tiene reservado para litigios, indemnizaciones y otras obligaciones legales o contractuales provisiones por un total de 635 millones de euros, 611 para el largo plazo y 24 para el corto. Los dos contenciosos con Hacienda figuran en la lista de litigios para los que la empresa ha guardado dinero.

Impacto. Aunque Enel valora el coste para Endesa de una resolución desfavorable en 27 millones de euros, desde la eléctrica española aseguran que lo que les tocaría devolver, de darse el caso, serían 44 millones, tal y como adelantó CincoDías en febrero pasado. Atribuyen la diferencia al efecto de la consolidación de resultados efectuado por la matriz.

Argumentos. En Endesa consideran que los principales puntos en conflicto son la deducibilidad de pérdidas por ventas de participaciones y precios de transferencia en operaciones vinculadas. Pero “contamos con buenos argumentos para la defensa de la compañía”, afirman.

Fuente: Cinco Días

By |2019-08-16T05:41:34+00:00agosto 16th, 2019|Actualidad de Empresas, Actualidad Económica, Cinco Días|Comentarios desactivados en Hacienda reclama a Enel 231 millones en deducciones indebidas